Rosario, Lunes 25 Septiembre 2017
Miércoles, 30 Agosto 2017

Urgencias del Frente Progresista

Escrito por 

Claves. El oficialismo debe poner sus mejores jugadores al servicio del próximo turno electoral. Tiene tiempo relativo, pero necesita cambios en la estrategia y en la relación visible de sus líderes.

El Frente Progresista tiene que remontar un 0-3, de visitante y con cancha inclinada. El partido revancha es en octubre. Hay tiempo, pero tiene que haber voluntad, decisión y cambios de estrategia.
Las fotos que dejaron las primarias son complicadas para el oficialismo santafesino y rosarino, mucho más para éste último, por una simple y, a la vez, germinal razón: en la ciudad se encuentra el bastión, la casa matriz y la histórica razón de triunfo socialista.


A dos semanas de las Paso, el Frente Progresista debe dejar de hundirse en lamentos y salir a mejorar no sólo la performance de los comicios del 13 de agosto, sino la relación política con los rosarinos. La mayoría de los rosarinos ni quiso detenerse a considerar el proceso de renovación que llevó a Pablo Javkin a encabezar la lista de candidatos a concejal. Optó por otras ofertas.


Los antecedentes de la gestión, sumado al tiempo transcurrido en el poder son letales cuando priman las críticas y el malestar sobre la conformidad. A la hora de buscar los fundamentos, las razones de la derrota del Frente Progresista hay que ir al muestrario de problemas que los rosarinos vuelcan cuando se los encuesta. No hay novedades, salvo para los que no se dan cuenta: la inseguridad, rezan todas las encuestas, es el primer problema.


A esta altura del partido poco se mensura si es responsabilidad jurisdiccional de la provincia, el signo de los tiempos de las grandes ciudades está marcado por la seguridad. Sobre ese caballo viene montado el resto: transporte, luminaria, etc. Cuando la demanda venía por otro lado (por ejemplo en materia de salud), los rosarinos premiaron a sus gobernantes. Y ratificaron la marcha de las gestiones socialistas.


Este cambio de los tiempos llevará a que en la segunda parte de la historia electoral los candidatos vayan al cuerpo a cuerpo territorial con los ciudadanos. Y a la par, los militantes. No le queda otra opción al oficialismo. Cuesta creer cómo en todo este tiempo se dejó anticipar por el macrismo y el peronismo.


Los que se mofan de los continuos timbreos macristas no entendieron los nuevos tiempos de la política, raros, casi inéditos. Con la excusa de ir a tocar el timbre a Mengano o de ir a tomar mate con Zutano, el PRO rosarino, a la postre Cambiemos, le ganó la calle al oficialismo. La cuestión sorprende más si se tiene en cuenta que el Frente Progresista es oficialismo, con nombres diferentes, desde hace más de 25 años.
Algunas referencias socialistas y radicales ponen el grito en el cielo por "documentados casos" de asistencialismo del macrismo, pero la sensación es que se dejaron ganar de mano. El sistema electoral les da oportunidad de recuperación en lo inmediato. Habrá que esperar para saber si pueden.


A nivel provincial, el triunfo del Frente Justicialista y el segundo lugar de Cambiemos agudiza también la situación del oficialismo. El gobernador Miguel Lifschitz sostiene en la intimidad que esperaba esos resultados complicados porque las encuestas marcaban que las "otras marcas" estaban mejor que las del Frente Progresista.


Esas palabras de político tratando de suavizar los resultados, poco tuvieron que ver con la reacción enérgica de Lifschitz en el acto con militantes, funcionarios y candidatos, cuando llamó a redoblar el esfuerzo y lamentó que no haya existido "compromiso militante". Con semejante línea argumental del gobernador, todos miraron a Antonio Bonfatti, quien no quiso ser candidato a diputado y encaró la campaña en algunos territorios del norte.


En verdad, son variaciones repetitivas de una relación que está sobrediagnosticada. La realidad política de la provincia de Santa Fe no admite más divisiones en el oficialismo. Ni siquiera gestuales. Se escribió aquí el 12 de marzo pasado: "No habrá Bonfatti sin Lifschitz ni Lifschitz sin Bonfatti. La única chance que tiene el médico de Las Parejas de volver a ser gobernador está vinculada a la gestión que haga Lifschitz. Y, desde el otro lado, si no hay un aval explícito del bonfattismo al actual mandatario la administración no podrá estar a la altura de las circunstancias". La canción sigue siendo la misma.


El socialismo padece la ausencia de un liderazgo unívoco, que marque la cancha, como aconteció con Hermes Binner, quien siempre fue preparando la llegada de un sucesor. Ahora, el liderazgo bifronte entre Lifschitz y Bonfatti obliga a otra cosa. Pero los socialistas no tienen que quedarse en el diagnóstico, no tienen tiempo para cabalgar en especulaciones o internas que resientan el resultado electoral. O cambian o se quedan sin el gobierno de la provincia de Santa Fe y sin Rosario.


Lifschitz volverá a ponerse al hombro la candidatura de Luis Contigiani, el candidato que no pudo perfilar nunca un discurso atractivo. La avenida antimacrista está transitadísima en la provincia y eso, al final, podría redituar en dividendos profusos para Cambiemos, casi exclusivo viajero del andarivel oficialista. Sólo Jorge Boasso compitió en esa franja, pero por afuera del sello. Los votos a Albor Cantard resultaron un piso más que un techo.


El propio Cantard reconoció el lunes en una entrevista televisiva que su nombre sólo era conocido por el 4% de los votantes, desde Rosario al sur de la provincia. El valor de la marca impuso su actualidad. Todo lo contrario al Frente Progresista.


Hay un approach teórico y práctico que debería aprehender el oficialismo, en Rosario y la provincia. El proceso electoral en ciernes es un mojón de mitad de mandato, una foto reveladora que marca donde esta parado cada actor. Las finales por los cargos ejecutivos se juegan dentro de dos años, pero el aquí y ahora es crucial.


Aunque el poder en el socialismo sea bifronte, necesita de forma urgente recuperar el affectio societatis a toda hora y en todo lugar. Luego sí, dedicarse a intentar recuperar los votos.

Mauricio Maronna

Jefe de la seccion Política del diario La Capital

Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}