Rosario, Martes 18 Diciembre 2018
Martes, 02 Octubre 2018

Sobran fotos, faltan votos

Escrito por 

Claves. El peronismo documentó su dispersión con la instantánea de Pichetto, Urtubey, Massa y Schiaretti porque, en paralelo, el gobernador salteño planteó sólo una primaria entre "los que piensan parecido".

La foto de Juan Schiaretti, Sergio Massa, Miguel Pichetto y Juan Urtubey no entusiasmó a casi nadie. Es más, fue festejada en el gobierno nacional. Afuera de esa foto está casi todo el peronismo, y lo que sirva para dividirlo le cae de perillas a Mauricio Macri, quien no da pie con bola en el arte de gobernar. Pero algo es algo.

Hoy el peronismo es un hormiguero zapateado, tal la definición de Eduardo Duhalde de hace un tiempo largo. A la hora del análisis político, y de auscultar al PJ, muchos se olvidan de un dato nuevo en la realidad de ese partido pragmático, que considera que "es traidor el que pierde elecciones". El peronismo no gana elecciones nacionales desde 2011, cuando Cristina Kirchner cosechó el 54 por ciento de los votos. El peronismo parece haber sido el poder. Ahora es otra cosa.

En 2013, el Frente Renovador fue el gran ganador en provincia de Buenos Aires, en 2015, María Eugenia Vidal lo derrotó de nuevo en la madre de todas las batallas y Macri en la Nación. En 2017, el PJ volvió a perder en todas las provincias grandes. La división, la falta de un radar para interpretar los nuevos tiempos y cierto candor con Macri postraron al peronismo. ¿A quien se le puede ocurrir que la salvación está en Pichetto & compañía?

Cristina es para estos señores que posaron para la foto leyendo hojas en blanco un jarrón chino. No saben donde ponerlo. La que tiene votos en el campus peronista es Cristina. Pero no alcanzan, ni remotamente, para ganar una general.

Alquimias

Urtubey tiene una teoría extraña, pero teoría al fin, que se asienta en datos que dice haber leído. "Entre los votos a Macri y Cristina no llegan al 50 por ciento, el resto quiere otra cosa, y ahí viene el peronismo no kirchnerista, le dijo a LaCapital esta semana en un hotel de la peatonal San Martín, unas horas antes de la foto con Schiaretti, Massa y Pichetto.

Sin embargo, en la entrevista con este diario, el gobernador de Salta asegura que Cristina es hoy la que tiene más votos en el firmamento opositor. Y lanza una definición, cuanto menos, poco peronista: "Hagamos la unidad de los que pensamos parecido". El peronismo siempre ganó haciendo otra cosa.

Con la economía en estado calamitoso, esa dispersión peronista, esa "unidad de los que pensamos parecido", pone algo de optimismo en el campamento de Cambiemos. Si el macrismo vuelve a ganar en 2019 será por la política, por el deseo de no volver atrás, jamás por la economía. Y no hay que desdeñar esa posibilidad si es que Macri traspasa el 2018 y mantiene la gobernabilidad, contra la cual él mismo parece conspirar.

Esa situación es la que mantiene también las expectativas de Cambiemos en Santa Fe. Si el peronismo supuestamente racional deja afuera a Cristina de una primaria, ¿por qué el kirchnerismo se quedaría a poner la otra mejilla en las Paso de las provincias? Y sin todos los sectores jugando por adentro, el PJ no tiene chances de ganar Santa Fe.

Cambiemos también sueña con el rédito que le pueda dar el enojo de los santafesinos con la política de seguridad que, esta semana, movilizó hasta a la Iglesia e hizo que el obispo de Rosario haya alertado por la situación derivada del narcotráfico. Se dijo mil veces en esta columna: la economía es para Macri lo que la seguridad es para Miguel Lifschitz. En la resolución de esas dos cuestiones se juega el futuro de Cambiemos y del Frente Progresista. El peronismo puede darse el lujo de balconearla, porque no gobierna la provincia ni la Nación.

Pero hay que volver a la escena nacional y decir que la foto entre los justicialistas marcó el inicio de los posicionamientos de cara al 2019. Lo propio sucedió con el encuentro de Cambiemos en la ciudad de Buenos Aires, que mostró el regreso de Marcos Peña al liderazgo público del macrismo. Puertas adentro nunca lo perdió, pese al coro de voces que quiere verlo afuera del gobierno o, al menos, de la Jefatura de Gabinete.

La ratificación de Peña como jefe de campaña del macrismo pone contento a José Corral, de muy buen trato con el premier. Hasta tal punto, que cuando Luciano Laspina anunció a algunos que iba a ser candidato a gobernador de Cambiemos, tras una reunión con Rogelio Frigerio, el jefe de Gabinete viajó a Santa Fe y se fotografió con Corral. ¿Resultado? Laspina se bajó de la candidatura.

Pero si ese ejemplo no alcanza, vale recordar que en 2017 fue Peña el que le dio el aval a Corral para que el "anónimo" (Macri dixit) Albor Cantard sea el punta de lista a diputado nacional. Corral necesita hacer pie en Rosario y, para eso, deberá pegarse a Roy López Molina, la referencia más conocida que tiene Cambiemos en la ciudad. El tiempo dirá si Peña habilita una compulsa interna contra un candidato del PRO. Federico Angelini y Lucas Incicco tienen ganas de intentarlo, dicen.

Urtubey, Schiaretti, Pichetto y Massa habilitaron la temporada de galerismo fotográfico. Viendo la escasa adhesión en votos, no está de mal recordar una vieja cita que René Balestra les hacía a sus alumnos en la Facultad de Derecho: "¿De qué vale la foto, si la novia está en Italia?".

La instantánea también despertó una hoguera de vanidades, por caso en los gobernadores. No será un dato menor la posición de los jefes comarcales. Hasta fines de 2017, todos hablaban de no involucrarse en una pelea nacional contra Cambiemos y sí de priorizar sus territorios.

La caída de Macri en imagen modificó el panorama, aunque no son pocos los gobernadores peronistas que avalan el presupuesto. Hasta ahora, aprobaron la agenda 16 mandatarios, cinco del oficialismo y once de la oposición. Piensan llegar al número 18. También ahí hubo uno foto de Frigerio con gobernadores peronistas.

Por ahora, todas las fotos son sepias.

Mauricio Maronna

Jefe de la seccion Política del diario La Capital

Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}